conversacion-de-ventas

Vender más escuchando mejor

Tener entusiasmo por los productos o servicios que vendemos es esencial para cautivar a otros en un proceso de ventas, es esencial para el éxito. Pero demasiado entusiasmo nos puede llevar a hablar mas y escuchar menos, el principal error en un proceso de ventas. ¿Podemos vender más escuchando mejor a nuestro cliente?

Vender más escuchando mejor

Tener entusiasmo por los productos o servicios que vendemos es esencial para cautivar a otros en un proceso de ventas, es esencial para el éxito. Pero demasiado entusiasmo nos puede llevar a hablar mas y escuchar menos, el principal error en un proceso de ventas. ¿Cómo podemos vender más escuchando a nuestro cliente?

Por muy curioso que parezca a los novatos en la venta, hablar menos y escuchar mas es lo mejor que puedes hacer para alcanzar resultados en tu proceso de ventas. Sea que vendas un producto de uso personal o vendas una idea multimillonaria, la recomendación es la misma: Escucha mas y venderás más.

Tres razones para escuchar mejor

Hablar mucho en una conversación de ventas es a menudo contraproducente y evita que tengas una venta efectiva, y existen razones para ello:

  1. Tenemos un tiempo limitado con nuestro cliente y debemos aprovecharlo al máximo para obtener tanta información como sea posible de este. Así es, obtener información del cliente es tanto o más esencial que entregarle la nuestra. Queremos controlar el hilo de la conversación pero para ello debemos hacer preguntas específicas identificando los puntos claves de la negociación y luego escuchar las respuestas.
  2. Para vender con éxito debemos entender las necesidades de nuestro cliente y esto se logra haciendo más preguntas. Una pregunta debe llevar a la otra hasta llegar al centro del problema, al dolor del cliente y a lo que él estima que le haría feliz. No queremos ser la persona que habla y habla de características y beneficios de un producto sin antes escuchar lo que cliente tiene que decir.
  3. A menos que estés dando un discurso ante un auditorio, resultará incómodo ser el que más habla en una conversación, la idea es hacer que nuestro cliente se sienta importante, y eso se logra cuando le permitimos que nos hable de si mismo, de sus sueños, sus proyectos, sus ideas y sus necesidades.

Vender escuchando es en realidad vender desde el análisis, y suele ser tremendamente efectivo. Nos permite descubrir necesidades que aun el mismo cliente no había descubierto que tenia, la clave es avanzar sólo una pregunta a la vez para luego escuchar detenidamente la respuesta del cliente e identificar el dolor o necesidad y revisar como nuestro producto o servicio puede ayudarle a resolverlo.

Ahora bien, esta estrategia no está diseñada para cerrar el trato, más bien es la estrategia para iniciar y luego avanzar en el proceso de ventas hacia una siguiente etapa, crear oportunidades para una reunión, una presentación o una demostración de producto. La idea es descubrir el potencial del negocio, su tamaño, su expansión, su viabilidad, la posible necesidad inmediata o de mediano o largo plazo de usar nuestro producto o servicio, la posibilidad de crear la necesidad, y así por el estilo.

Usa preguntas para escuchar mejor

Imagina por ejemplo que al hablar con tu prospecto le preguntas: “¿Cuantos usuarios en su empresa usarían nuestra solución?”, a lo que él responde: “No muchos”. De inmediato te desanimas y piensas que no es lo que buscabas, pero decides hacer una pregunta más: “¿Cuánto es no muchos?” y te responde: “De 15 a 20”. Entonces se enciende de nuevo el bulbo en tu cabeza y te das cuenta de que su definición de “no muchos” puede ser justo lo que buscabas, y ahora tienes muchas más ideas que ofrecerle. Puede ser de hecho un gran negocio para ambas partes, un cliente con el tamaño ideal para tu solución y alguien que está soñando con crecer y necesita las herramientas para lograrlo.

Si ya estás en medio de una presentación puede que pienses que solo se espera que hables y muestres características y beneficios sin parar hasta terminar, pero debo decirte que no es asi. Una presentación es un momento perfecto para presentar una idea, hacer una pregunta y escuchar opiniones y percepciones que te permitan ajustar lo que sigue en la presentación a las necesidades del cliente.

Un ejemplo…

Digamos que nuestro producto tiene 10 características que podríamos mostrar en la presentación, ¿Deberías explicarlas todas para cautivar más a tu cliente? Probablemente no. Lo más apropiado sería nombrarlas y preguntar: “¿Cuál les gustaría ver primero?” y luego preguntar: “¿Cuáles se enfocan mejor a su negocio?” “¿Cuales cree usted que le ofrecería mas valor?” Ahora, estamos en una mejor posición para empezar a mostrar nuestro producto desde la perspectiva del cliente. Será más fácil llenar o superar sus expectativas si nos dirigimos a lo que más le interesa.

Antes de una presentación también puede ser muy provechoso averiguar por qué el cliente desea ver la presentación y ha apartado tiempo para ello. Sin duda debe estar pensando que tenemos la solución a uno de sus problemas, pero queremos estar seguros de ello. Recuerda: Queremos vender escuchando a nuestros clientes, al escucharles podemos entender lo que quieren, lo que piensan, lo que sueñan, lo que anhelan, y entonces ajustar nuestra historía para mostarles justamente como lograrlo al usar nuestro producto o servicio.

Un último consejo: Avanza sin prisas, conéctate con la persona y no sólo con su negocio, prepara algunas preguntas para el inicio, pero deja que la conversación siga un curso natural, el resto de preguntas deben salir por instinto. Se analítico y preciso, y recuerda, para ser capaz de hacer las mejores preguntas escucha con atención y practica mucho. La práctica hace al maestro.


¿Te Gustaría Hacer Realidad tus Ideas?

Thomas Edison, el inventor de la bombilla, dijo alguna vez que la genialidad era 1% inspiración y 99% transpiración.

Si estás lleno de ideas, pero necesitas un método práctico que puedas seguir paso a paso hasta lograr hacerlas realidad y alcanzar los resultados que deseas, este es el momento que estabas esperando.

En curso en línea y presencial para aprender las estrategias de los mejores y ayudarte a Hacer Realidad tus Ideas.  Enero 19 de 2019, 5:00 PM, Hotel Dann Carlton, Bogotá. Y en vivo a través de Internet. Para más información haz click aquí.

COMPARTIR ESTE ARTICULO

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Planeación ABZ para alcanzar el Éxito

Un emprendedor suele recibir consejos contradictorios a la hora de empezar un nuevo proyecto, y lo peor es que estos pueden venir de personas inteligentes y experimentadas. Entonces, ¿Existe un método para planear un emprendimiento y garantizar el éxito o disminuir la probabilidad de falla?

Read More »

Cómo potenciar tu Ventaja Competitiva

Tener entusiasmo por los productos o servicios que vendemos es esencial para cautivar a otros en un proceso de ventas, es esencial para el éxito. Pero demasiado entusiasmo nos puede llevar a hablar mas y escuchar menos, el principal error en un proceso de ventas. ¿Podemos vender más escuchando mejor a nuestro cliente?

Read More »

Vender más escuchando mejor

Tener entusiasmo por los productos o servicios que vendemos es esencial para cautivar a otros en un proceso de ventas, es esencial para el éxito. Pero demasiado entusiasmo nos puede llevar a hablar mas y escuchar menos, el principal error en un proceso de ventas. ¿Podemos vender más escuchando mejor a nuestro cliente?

Read More »

Acerca de Alfred

Emprendedor, Polymath, Coach y Consultor de negocios, con experiencia en negocios por todo el mundo. Alfred tiene la misión personal de desarrollar una cultura de liderazgo y emprendimiento, ayudando a otros a alcanzar su máximo potencial.

Alfred Certain 2019 © Todos los derechos reservados